domingo, 17 de enero de 2016

El método Pilates en una Lumbalgia

La patología de la columna lumbar es una de las lesión diana que abordamos los fisioterapeutas. Quizás una de las más frecuentes. Y tenemos muchas maneras de abordar su tratamiento desde múltiples disciplinas: la osteopatía, la terapia miofascial, la punción seca, la electrolisis percutanea....etc. 

Pero hoy vamos a hablar de cómo usamos el método Pilates para abordar el dolor lumbar. 

Los principios de Pilates son el control de la postura, de la respiración, la autoelongacion de la columna, pero principalmente el trabajo de potenciación del músculo transverso abdominal. Es este último el pilar del tratamiento de la lumbalgia con Pilates. 



Este músculo está muy interno en el abdomen y recubre desde la espalda hasta la zona anterior. A base de los ejercicios controlados y acompasados con una espiración forzada como si se Quisiera deprimir el ombligo, se potencia este músculo. 

Por ello es un método muy recomendable en la fase subaguda de la lumbalgia. Los fisioterapeutas especialistas en Pilates tratamos de incorporar poco a poco ejercicios que mejor vayan a cada paciente. Los más indicados son aquellos con estiran la musculatura paravertebral, rotadores externos  y flexores de cadera. Y aquellos que buscan un control de la pelvis en relación con la lumbar y la cadera. 

Si estás interesado en empezar a practicar Pilates y evitar el temido dolor de espalda, busca un buen profesional que te enseñe de manera individualizada la respiración y los principios básicos. Como todo deporte, Pilates si está mal hecho puede causar lesiones y dolor de espalda. 

Además de mejorar la lumbalgia y prevenir su nueva aparición ganaras mucha fuerza en el abdomen y flexibilidad en todas tus articulaciones. 

Desde la fisioterapia te lo recordamos al 100%!

Publicado: María Dominguez Cano (Fisioterapeuta)

No hay comentarios:

Publicar un comentario